sábado, 28 de marzo de 2020

ORGULLO EN CUARENTENA

A estas horas, cuando tengo tiempo para pensar, suelo pensar en la gente que regresa a casa, fatigada y expuesta, o sobreexpuesta al puto bicho.

Ya son muchas muertes, unas de desconocidos, de las que no sabemos casi ni el número, y otras como no, de conocidos, mayores y no tan mayores...a estas alturas ya sabemos que no todo lo que dicen es la verdad, que hay que ponerse mascarillas, guantes, y que si tienes gafas de natacion que te las pongas también...en el caso de que no tengas más remedio que salir de casa, claro.
A estas horas pienso después de ese gran aplauso a las personas anónimas que están intentando frenar esto desde el ruedo, en todas las amigas que tengo y se sobreexponen a enfermar y a contagiarse, pienso en ellas, que no hablan mucho, porque tienen que trabajar y descansar y no les da tiempo para gilipolleces, y pienso en que, además de quererlas y tenerlas con orgullo, porque llevo mucho tiempo con ellas, ahora, aún más, siento la necesidad de decirlas todo lo que las admiro...
Yo creo que en su situación me hubiera despedido, no creo que hubiera tenido valor, me hubiera bloqueado, me conozco, hay miedos que se controlan y otros que no, yo creo que hubiera desaparecido, casi por arte de magia y estaría en mi casa, como estoy ahora pero aún sin hacer tanto ruido, para que nadie pudiera notar ni mi presencia...

Es admirable la mente fría, el enfocar la mente en lo que hay que hacer y dejarse de lamentarse de más.
La madurez de afrontar cosas como está se tiene de dos maneras, de serie afrontando madurez en el resto de situaciones antes de una pandemia, o como ya dije, la mente fría para decir, 'es lo que hay, y necesito este trabajo' o 'tengo que ayudar de la mejor manera que puedo'...Os aseguro que ninguna de ellas cabe en mí, al menos eso creo...noe he visto en la situación pero sé cuál he vivido yo, que ha sido 'metete en casa' y yo tan agusto he dicho y pensado 'aqui me quedo, hasta cuándo sea'

Quiero simplemente plasmar mi admiración por todas las personas que están dando todo y chupándose toda esta mierda, y por la admiración de los y las amigas que se chupan todo sin desfallecer y sin pedir tregua...en la trinchera, dándolo todo sin pedir nada a cambio, más que respeto, solidaridad, consciencia, y precaución.

Esperemos que esta gente, al menos, tenga una gratificación de alguna manera, porque están demostrando que es por ellos por los que esto va a conseguirse hacer de la mejor manera.


2 comentarios:

  1. Son héroes en el silencio....con un valor humano digno de admirar. Ellos sobre todo , pero junto a todos los q desde atrás consiguen q esto ruede.porque saldremos de todo gracias a gente valiente , solidaria, a gente q no sabía q era capaz de pensar en los demás antes q en ellos. No somos un país d pandereta, somos un país de gente para quitarse el sombrero.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay de todo, pero efectivamente hay que quedarse con lo bueno, también somos un país guiado por ignorantes, sea el que sea no da el nivel, gracias por el comentario.

      Eliminar